Movilidad y Accesibilidad. Parte 2: Inequidad social

La accesibilidad supone algunos desafíos respecto a la forma de cuantificarla. Por eso mismo, lo más común es que las estadísticas disponibles apunten principalmente a las condiciones en las que se realizan los desplazamientos. No obstante, es posible aproximarse al estado de la accesibilidad a partir de cruces de datos sobre las condiciones de movilidad. La movilidad de las ciudades contemporáneas refleja grandes inequidades que se potencian con otros aspectos del injusto modelo económico, para continuar profundizando las brechas sociales. Las mencionadas externalidades del transporte, en términos de medio ambiente, salud y gestión del tiempo, afectan con mayor severidad a las personas con menores recursos. En este fenómeno las mujeres resultan siendo aún más afectadas (Mollinedo, 2008).

Tomado de: Hernandez, 2012. Políticas de tiempo, movilidad y transporte público: Rasgos básicos,equidad social y de género. PNUD: Montevideo.

Un análisis de movilidad en Montevideo, relacionó tres grupos socioeconómicos en con los tipos de transporte utilizados. Los grupos de menores ingresos dependen fuertemente del transporte colectivo y presentan mayor proporción de modos de transporte activo (Hernandez, 2012). Esto podría ser un escenario positivo, solamente si los resultados de la evaluación del transporte colectivo, muestran una elevada calidad del servicio en términos de ocupación, costos, tiempos de desplazamiento, frecuencia hacia zonas periféricas, conexiones directas etc. Con referencia al transporte activo, este escenario es favorable únicamente si esto es resultado de una elección voluntaria y no una obligación por dificultades económicas.

En los análisis también se refleja la inequidad del modelo de transporte. Por ejemplo, como ya se vio, el transporte individual es responsable del 85% de las emisiones de contaminantes locales. Es decir, que los grupos económicos más altos son los mayores generadores de contaminantes locales. Sin embargo los impactos ambientales y los riesgos potenciales a la salud si son distribuidos “equitativamente” con las personas más pobres. Se podría continuar con una cadena de implicaciones de difícil cuantificación. Por ejemplo, puede existir una correlación directa entre las personas más pobres y la siniestralidad en el tránsito en América Latina. Esto se sustenta ya que las personas del grupo económico más bajo son las que se desplazan en mayor porcentaje caminando, y el mayor porcentaje de fallecidos en siniestros viales son peatones.

Tomado de: IM, 2017. Para vivir y viajar mejor. Disponible en: http://www.montevideo.gub.uy/institucional/noticias/para-vivir-y-viajar-mejor. Acceso 20-06-17

Otro indicador de inequidad en la movilidad es el uso de espacio en los desplazamientos. Es evidente que las personas que usan modos de transporte activos ocupan mucho menos espacio que las que usan transporte motorizado, en especial automóvil. Ya que las ciudades cuentan con espacio limitado para la circulación y que la movilidad es un derecho ciudadano, entonces la inequidad en el uso del espacio afecta el derecho a la movilidad de otras personas. Algunos estudios sobre uso del espacio según modo de transporte se han realizado Montevideo, en intersecciones de calles y durante horario pico matutino. Según el autor del estudio a partir de la determinación del flujo de personas y la carga total en un intervalo de 45 minutos, es posible estimar que una persona que utiliza transporte colectivo ocupa 10 veces menos espacio la que usa un automóvil particular (Hernandez, 2010). Falta realizar un ejercicio similar con usuarios de bicicleta, sin embargo esto da una noción de la eficiencia en el uso del espacio de la bici.

En el mismo estudio también se correlaciona la duración de los desplazamientos, el estrato socioeconómico y el sexo. Se puede concluir que el estrato más alto realiza más viajes y en menos tiempo que el estrato más bajo. En la medida que se desciende en la condición socioeconómica hay menos viajes pero con mayor duración. En cuestiones de genero se presentan leves diferencias que por desde el análisis realizado dificultan una conclusión sobre el asunto.

Continúa con la Parte 3

No Comments

Leave a Reply